Reggio Emilia y la pedagogía Pikler

1146
pedagogia pikler

Reggio Emilia y la pedagogía Pikler: experimentación y movimiento

¿Ya has preparado la habitación de juegos de tu peque? A mí me encanta rodear el mundo de juegos de Juliana 💛 de cosas bonitas que le permitan soñar, ser creativa y explorar el mundo.

Tanto si ya eres mamá, como si estas esperando a tu bebé durante estos meses tan singulares en los que seguimos confinados, te encantará visitar el post de pedagogías alternativas del mes de marzo.

Allí encontrarás algunas ideas para introducir las pedagogías alternativas dentro de la familia desde el nacimiento hasta los 6 años, reflexionar sobre la infancia y ofrecer a tu bebe una crianza y un juego conscientes.

Introducir estas pedagogías en la vida familiar modificará, sin duda, la fisonomía de los espacios familiares, pero tu pequeño tendrá una infancia feliz.

Por eso, indagando un poco más entre las pedagogías alternativas y el juego, me he decantado por profundizar en los ambientes Reggio Emilia y la pedagogía Pikler para ayudarte a preparar vuestro hogar antes de su nacimiento.

¿Los conoces? Echa un vistazo porque 🔻 te vas a enamorar 🔻

1. La Pedagogía Reggio Emilia

Si queremos saber qué es la pedagogía Reggio Emilia debemos tener en cuenta a su ideólogo, así que te contaré quién es Loris Malaguzzi.

Loris Malaguzzi, maestro y pedagogo italiano aplicó su visión de la pedagogía en las escuelas de la ciudad italiana Reggio Emmilia, en la región de Correggio, hace exactamente 100 años.

Según Malaguzzi, el método tradicional de educación subestimaba a los niños, los encasillaba, no los deja expresarse, ni experimentar, ni aprender por sí mismos.

¿Cuánto crees que ha cambiado nuestra educación en 100 años?

Los niños aprenden mientras se expresan a través del juego
No los encasilles, déjalos expresarse, experimentar y aprender por sí mismos

Bajo ese prisma, el modelo pedagógico Reggio Emilia concibe al niño como un sujeto activo de su propia educación porque es en su interior y a través de su propia experiencia, como se produce el cambio y el aprendizaje.

Otra de las máximas de la metodología Reggio Emilia es el respeto por la infancia y por los procesos individuales de cada niño ¿Te suena?

Este post es ideal para ofrecer inspiración a los nuevos papás, así que he recogido algunas frases que resumen la pedagogía Reggio Emilia y que a mí también me han inspirado para mirar mi hogar de otra manera:

 “Una escuela debe ser un lugar para todos los niños, no basada en la idea de que todos son iguales, sino que todos son diferentes”.

“Es necesario que estemos convencidos, nosotros los adultos antes que nadie, de que los niños no son solo ostentadores de derechos, sino portadores de una cultura propia. Que son ostentadores de una capacidad de elaborar cultura, que son capaces de construir su cultura, y de contaminar la nuestra”

Loris Malaguzzi

La escucha activa ¿La practicas?

Para Malaguzzi una de las herramientas más importantes del educador es la escucha activa, porque ya sabemos, aunque a veces se nos olvida, que no es lo mismo oír que escuchar y si escuchamos de verdad a los niños, podemos encontrar muchas respuestas para afrontar su educación o su crianza.

Para aprender de los niños hay que comprender sus necesidades ¿Cómo conoceremos sus necesidades y preocupaciones si no respetamos sus reflexiones o sus opiniones, solo porque son pequeños?

“Le dicen: que el juego y el trabajo, la realidad y la fantasía, la ciencia y la imaginación, el cielo y la tierra, la razón y el sueño son cosas que no van juntas y le dicen que el cien no existe”

Loris Malaguzzi

Dentro de los principios de la pedagogía Reggio Emilia podemos encontrar algo básico, que seguro que, como padre interesado en la educación consciente, ya tendrás interiorizado.

Y es que nuestros niños solo aprenden lo que experimentan y solo recuerdan lo que sienten o lo que cobra sentido en su interior a través de los sentidos o las emociones.

La pedagogía del asombro

En Reggio Emilia todo tienen un propósito: Investigar, experimentar, comunicarse y aprender.

El niño debe de trabajar/jugar sin ser interrumpido, según sus propias necesidades, según sus propios intereses y aprende de su propia experiencia.

Los niños aprenden de su propia experiencia y según sus propios intereses
Deja que aprendan de su propia experiencia y según sus propios intereses

¿Y el profe qué hace? El docente se convierte en un guía, en un facilitador que observa, analiza y documenta. Su formación es constante, porque no hay un niño igual que otro ni una experiencia igual que otra.

Por eso el contexto educativo, evoluciona según el niño y no al revés.

Muchos han bautizado esta pedagogía como “La Pedagogía del Asombro”, porque según Malaguzzi, sin experimentación, sin pasión, juego o diversión, sin asombro… no existe el aprendizaje.

“Trabajar con los niños quiere decir tener que hacer las cuentas con poca certeza y muchas incertidumbres. Lo que nos salva es buscar y no perder el lenguaje de la maravilla que perdura, en cambio, en los ojos y en la mente de los niños”

Loris Malaguzzi

Ambientes de aprendizaje Reggio Emilia

Como has llegado hasta aquí porque estás pensando en crear para tu peque un espacio de juegos, tienes que saber que, para Reggio Emilia, el espacio es fundamental y se concibe como un maestro en sí mismo.

Para aprender es necesaria una estimulación adecuada, mediante materiales adecuados, que Malaguzzi ubicó en los llamados ambientes de aprendizaje.

Cada espacio está tematizado por áreas del conocimiento y se incluyen herramientas que estimulan a los niños de forma sensorial y les invitan a experimentar, a crear, a soñar…

“El niño tiene cien lenguajes, cien manos, cien pensamientos, cien formas de pensar, de jugar y de hablar, cien siempre cien formas de escuchar, de sorprender, de amar, cien alegrías para cantar y entender”

Loris Malaguzzi

En este contexto, fomentar la creatividad infantil es fundamental para incentivar la exploración y favorecer el aprendizaje.

Las herramientas sensoriales permiten aprender a los niños a través de la experiencia
Incluye herramientas que estimulen a los niños de forma sensorial y les inviten a experimentar, a crear, a soñar…

Hazte con tu DESCARGABLE

Y deja que tus peques aprendan jugando en su huerta en casa.

Loading...

El arte en la metodología Reggio Emilia

El arte entra en las aulas a través de talleres, donde no es el docente el que introduce los materiales o invita al juego, sino el artista.

Así bailarines, pintores, músicos, introducen en el aula una nueva forma de mirar e invitan a los niños a cuestionarse la realidad, invitándoles a investigar desde una nueva perspectiva.

“Dibujar, pintar, etc., son experiencias y exploraciones de la vida, del sentido y del significado: son expresiones de urgencias, deseos, confirmaciones, búsquedas, hipótesis, adecuaciones, constructividad, invenciones: son una lógica de intercambios, solidaridad, comunicación consigo mismo, con las cosas, con los demás y de juicio e inteligencia en relación con los sucesos que acontecen.”

Loris Malaguzzi

Y no, no me olvido de la música, porque nuestro proyecto promueve el juego consciente y una de las herramientas que proponemos es la estimulación musical, muy en la línea de Malaguzzi.

La música es fundamental para estimular el aprendizaje
La música es fundamental para el aprendizaje por su capacidad de estimulación y la libertad creativa que proporciona a quién la escucha

Desde el enfoque de la pedagogía Reggio Emilia la música es fundamental para el aprendizaje, no solo como medio de expresión, sino por su capacidad de estimulación y la libertad creativa que proporciona a quién la escucha.

“La creatividad parece surgir de múltiples experiencias, junto con un desarrollo bien sustentado de los recursos personales, incluyendo una sensación de libertad para aventurarse más allá de lo conocido”.

Loris Malaguzzi

Crea un espacio Reggio Emilia en casa

Y no, Reggio Emilia no es solo para la escuela, porque implica a los formadores, a los niños y a las familias, tanto como a la comunidad en la que los niños viven.

Así que, si ya estás convencido de dar vida a Reggio Emilia en casa, ten en cuenta los siguientes tips:

  • El niño es el protagonista y es su propio y principal maestro, así que facilita su autonomía y la responsabilidad
  • El espacio es fundamental, tanto en su diseño que debe de ser bello y armónico, como en las herramientas que utilices para estimularle.
  • Cada espacio de la casa debe de invitar al juego y al aprendizaje, no reduzcas su espacio de experimentación e incorpóralo a la vida familiar.
  • La circulación por los distintos espacios es voluntaria, por eso facilita el juego libre y seguro.
  • Cada espacio tiene un propósito: asombrarse, imaginar, crear y aprender jugando
  • Conviértete en su guía, pero sobre todo aprende de sus experiencias para permitirle dar el siguiente paso cuando esté preparado. Permite el desarrollo de sus habilidades.

¿Se te ocurre qué juguetes puedes introducir en su mundo de juegos?

  • No te olvides de la música, una herramienta que ofrece libertad para jugar, crear o imaginar.
  • Introduce en su vida la pedagogía de la luz, para que pueda realizar experimentos con luz y color.
  • Formas translúcidas para el aprendizaje de las letras, los números, la naturaleza…
  • Bandejas de experimentación para la exploración de distintos materiales: gelatina, arena de colores, agua, texturas…
  • Espejos de juego, juego heurístico, piezas sueltas o cestas de tesoros, materiales sensoriales y creativos…
Cualquier objeto puede ser un juguete potencial con el que experimentar y aprender
Permíteles la exploración de distintos materiales

2. Pedagogía Pikler

Probablemente, si eres una nueva mamá o estás esperando a tu bebé, empezará a sonarte su nombre, pero, aun así, voy a contarte quién fue Emmy Pikler.

Emmi Pikler fue una pediatra húngara formada en Viena, en cuyas manos fue dejada una casa cuna de la ciudad de Budapest en los años 30.

A través del estudio de aquellos niños a su cargo y su observación minuciosa del desarrollo infantil, documentó algunos de los avances más importantes en el desarrollo del concepto de motricidad global que utiliza el movimiento en libertad para favorecer el desarrollo, especialmente entre los bebés de 0 a 3 años.

El movimiento en libertad favorece el desarrollo
Utiliza el movimiento en libertad para favorecer el desarrollo

Entre los 3 y los 6 años, las necesidades del niño cambian y el movimiento y el juego libre se intensifican para mejorar y perfeccionar el equilibrio.

El movimiento libre y el juego espontáneo son, para Pikler, la base del desarrollo y, según esta teoría, cualquier espacio orientado a niños entre 0 y 6 años, debe de dotarse de herramientas que le motiven a perfeccionar sus habilidades.

Descarga tu calendario 2020 de grandes días

Y descubre todos los retos
a los que podéis enfrentaros en familia.

Loading...

La Teoría de movimiento libre de Emmi Pikler

Según la teoría del movimiento libre de Emmi Pikler, un bebé necesita un espacio mínimo de 4 m2 para facilitar su movimiento.

¿Recordáis los parques infantiles de 1×1 que se utilizaban cuando nosotros éramos pequeños?

Una vez comenzada la etapa de gateo, necesitará un espacio mayor, adaptado y seguro, para que pueda moverse con libertad, explorar sus límites y mejorar sus destrezas.

Facilitando el movimiento libre, el niño adquiere confianza y seguridad en sí mismo, lo que le hace más autónomo y creativo.

Moverse en libertad mejorará sus destrezas

Permítele moverse con libertad, explorar sus límites y mejorar sus destrezas.

Moviéndose y jugando de forma libre y espontánea, el niño aprende a evaluar los riesgos, a cuestionarse las certezas y a buscar soluciones.

Para el desarrollo físico e intelectual no puede existir algo más productivo.

Al igual que en la pedagogía de Loris Malaguzzi, he encontrado algunas frases de Emmi Pikler que ilustran perfectamente su filosofía y que me han parecido, además, muy inspiradoras para cualquiera que esté interesado en la crianza consciente.

“Intentar enseñar a un niño algo que puede aprender por sí mismo no sólo es inútil, sino también perjudicial”

Emmi Pikler

La pedagogía de Emmi Pikler tiene muy en cuenta la figura del adulto y, en este descubrir del propio movimiento, el adulto tiene un papel fundamental: preparar un entorno seguro y proporcionar las herramientas necesarias para motivar el movimiento libre.

Todo queremos ser libres y no nos imaginamos lo que puede ser sentirse atado o sentir reducido nuestro espacio, de ahí la importancia de moverse en libertad.

“Un niño se inclina, se estira, hace pequeños movimientos como una oruga, lentos y graduales. Es una de las etapas más importantes en su desarrollo motor. Dura varios meses. Durante ese tiempo desaparece la asimetría del tronco con la que nace el niño. A través de estos movimientos naturales, la columna se endereza y el tronco se vuelve elástico, flexible y musculoso. No puedo decir cuán importante es esta etapa de desarrollo.”

Emmi Pikler

Cómo aplicar la pedagogía Pikler en casa

¿Quieres conocer las ideas principales de Emmi Pikler para aplicar en casa y el espacio de juego de tu peque?:

  • Despeja los espacios para facilitar el movimiento. A veces menos, es más.
  • Usa ropa cómoda y no le pongas zapatos.
  • Proporciónale seguridad y practica el juego consciente.
  • Observa si quiere jugar y, si lo hace, cómo quiere hacerlo para facilitarle las herramientas que necesita.
  • Confía en sus capacidades. Establecer un apego seguro es fundamental para atreverse a vivir una aventura.
  • No tomes el control del juego y respeta sus intereses.
  • Permite que experimente de manera individual y de acuerdo con su desarrollo. Si no está preparado no hay prisa.
  • No esperes que juegue como tú crees que debería.
  • Cada niño puede jugar de una forma distinta, incluso con las mismas cosas, así que, si tienes varios peques y juegan juntos, estate atento a las pequeñas diferencias, porque sus necesidades puedes ser distintas.
  • Intenta introducir en su juego herramientas polivalentes que faciliten su desarrollo motriz de forma global (fina y gruesa), que supongan un reto para realizar movimientos diferentes y ciertamente complejos para proporcionarle nuevos retos: rampas, cajones, escalas, bola, insertables.

Expresión, música y movimiento en la Pedagogía Pikler

Si hablamos de la utilización de estímulos para favorecer el movimiento, una de las mejores herramientas que tenemos a nuestro alcance es la música.

Con la música, no solo contribuimos al desarrollo de su parte sensorial y física, sino de su faceta emocional, ya que, además de emocionarnos con la música, creamos vínculos de apego con aquellos con quienes compartimos la experiencia.

Con la música, favorecemos la expresión corporal y con ella su desarrollo armónico.

Además, la música acompaña su juego, su crecimiento, su aprendizaje y favorece la fijación de las experiencias.

A través de la expresión corporal, tomará conciencia de su propio cuerpo y se ampliarán las opciones para favorecer el movimiento libre.

¿No te parece que merece la pena?

Si te interesa seguir investigando sobre el trabajo de Emmi Pikler, te recomiendo su libro “Moverse en libertad: desarrollo de la motricidad global” Ya me contarás qué te parece en #universoporonponpon.

🎼Hazte con todos los 🔻🔻🔻 DESCARGABLES  🔻🔻🔻 y el Banco de Sonidos en la App GRATUITA Poronponpon Music en Google Play o App Store, para jugar 🎧 con tu peque al ritmo de la música y enriquecer su universo sonoro con este regalo incomparable 🎵 ¡A tu peque le encantarán! 💛